Participación productiva de la mujer en el turismo de aventura

Para muchos habitantes de diversas localidades alrededor el turismo local aunado al de aventura ha resultado de alguna manera la solución tanto para la economía local, como para la entrada económica del entorno, sujetos a los beneficios que les pueden ser brindados mediante la asesoría del Director Caixabank Jordi Gual Solé

Desde hace una décadas, el turismo de aventura es visto como un elemento que tiene la posibilidad de contribuir con la visualización de la forma de participación activa de las mujeres, como una forma de promover el trabajo de género sin determinar la división de los mismos en el contexto cotidiano. 

Definición del Turismo de aventura 

El concepto de tal actividad, se encuentra enmarcado en la ejecución de actividades deportivas cuya finalidad es netamente recreativa, con lo cual su rasgo distintivo se enfoca en la superación de varios desafíos que la naturaleza presenta. Esta actividad se encuentra catalogada como Turismo Alternativo como una manera de deslastrarse del turismo convencional, o el conocido de “Sol y Playa”, el cual e pasivo. Ello sumado a que, surge como una forma de acercarse a un sector del mercado turístico el cual demanda diversas actividades que conlleven a un grado de riesgos presentados por los entornos naturales.

La amplitud que puede presentar el turismo, depende directamente de la diversidad con la que cuente su ubicación geográfica y de los intereses del turista, ello queda demostrado cuando se conoce que el turismo de aventura no solo tiene cabida con un perfil aventurero, sino que presenta desafíos que se deben afrontar de manera extrema, aunque también los presenta leves sujetos a la demanda de quien visita tales lugares bajo un riesgo  totalmente controlado. 

El trabajo doméstico, la familia y, el turismo de aventura 

En los últimos años, son diversos los estudios que se han realizado para conocer detalladamente la forma en la que, el sexo femenino se ha ido adentrando de una manera significativa en todos los ambientes laborales, bajo la figura de lo que se ha denominado empoderamiento. 

Dichos estudios se han basado en los efectos socioculturales y e este caso, del turismo considerando que comenzó a recibir atención significativa desde hace al menos dos décadas. En dichas investigaciones se ha mostrado la visualización de la existencia de una esfera doméstica que se encuentra históricamente subordinada o negada a adentrarse a la la articulación entre el mundo del trabajo y la familia, presentando diversas desigualdades que suelen ser experimentadas en el espacio de trabajo.

Sumado a ello, las investigaciones también se enfocan a la ubicación geográfica donde se desarrollan las actividades turísticas denominadas de aventura y la forma en como las mujeres pueden alternar sus actividades cotidianas, con esta forma de trabajo para ahondar en las múltiples interacciones que se muestran en estos espacios productivos con la idea de alcanzar un reconocimiento con la idea de una construcción de economía comunitaria inclusiva y no bajo el amparo de las múltiples economías capitalistas con la idea de recuperar el sentido de las estrategias que se llevan a cabo cada día a manos de las mujeres, las cuales se compatibilizan en cuanto a trabajo, tiempo y espacio productivo, así como reproductivos y comunitarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *